El enojo es como la sal...

Un hombre sabio dijo que el enojo es para la resonancia como la sal para la comida.

Si se usa en proporción adecuada, la comida sabrá rica; si se usa demasiada arruinara la comida y si no se le pone nada quedara insípida. 

En forma parecida, hay momentos en los cuales “fingir enojo” es lo correcto. Pero es algo muy delicado que con la ayuda de Hashem, sabremos sabiamente usar esa herramienta para bien. 

Recuerden lo más importante, cuando se usa, es solamente “de mentiritas”, no dentro de nuestros corazones. 

United Kingdom Bookmaker CBETTING claim Coral Bonus from link.